Aprendí que la valentía no es la ausencia de miedo, sino el triunfo sobre el miedo. El hombre valiente no es el que no siente miedo, sino aquel que conquista ese miedo.


aprendí-valentía-no-es-ausencia-de-miedo-sino-el-triunfo-sobre-el-miedo-el-hombre-valiente-no-es-el-no-siente-miedo-sino-aquel-conquista-ese
nelson mandelaaprendívalentíanoesausenciademiedosinoeltriunfosobremiedoelhombrevalientesienteaquelconquistaeseaprendí quela valentíavalentía nono eses lala ausenciaausencia dede miedosino elel triunfotriunfo sobresobre elel miedoel hombrehombre valientevaliente nono eses elel queque nono sientesiente miedosino aquelaquel queque conquistaconquista eseese miedoaprendí que laque la valentíala valentía novalentía no esno es laes la ausenciala ausencia deausencia de miedosino el triunfoel triunfo sobretriunfo sobre elsobre el miedoel hombre valientehombre valiente novaliente no esno es eles el queel que noque no sienteno siente miedosino aquel queaquel que conquistaque conquista eseconquista ese miedo

El hombre valiente no es el que no siente miedo sino el que es capaz de dominarlo.El amor ahuyenta el miedo y, recíprocamente el miedo ahuyenta al amor. Y no sólo al amor el miedo expulsa; también a la inteligencia, la bondad, todo pensamiento de belleza y verdad, y sólo queda la desesperación muda; y al final, el miedo llega a expulsaEl hombre que tiene miedo sin peligro, inventa el peligro para justificar su miedo.No hay que tener miedo de la pobreza ni del destierro, ni de la cárcel, ni de la muerte. De lo que hay que tener miedo es del propio miedoLa fuente de todas las miserias para el hombre no es la muerte, sino el miedo a la muerte.Las masas humanas más peligrosas son aquellas en cuyas venas ha sido inyectado el veneno del miedo... del miedo al cambio.