Los países libres son aquellos en los que son respetados los derechos del hombre y donde las leyes, por consiguiente, son justas.


los-paí-libres-aquellos-los-respetados-los-derechos-del-hombre-y-donde-las-leyes-por-consiguiente-justas
robespierrelospaíseslibresaquelloslosrespetadosderechosdelhombredondelasleyesporconsiguientejustaslos paísespaíses libreslibres sonson aquellosaquellos enen loslos queson respetadosrespetados loslos derechosderechos deldel hombrehombre yy dondedonde laslas leyesson justaslos países librespaíses libres sonlibres son aquellosson aquellos enaquellos en losen los quelos que sonque son respetadosson respetados losrespetados los derechoslos derechos delderechos del hombredel hombre yhombre y dondey donde lasdonde las leyeslos países libres sonpaíses libres son aquelloslibres son aquellos enson aquellos en losaquellos en los queen los que sonlos que son respetadosque son respetados losson respetados los derechosrespetados los derechos dellos derechos del hombrederechos del hombre ydel hombre y dondehombre y donde lasy donde las leyeslos países libres son aquellospaíses libres son aquellos enlibres son aquellos en losson aquellos en los queaquellos en los que sonen los que son respetadoslos que son respetados losque son respetados los derechosson respetados los derechos delrespetados los derechos del hombrelos derechos del hombre yderechos del hombre y dondedel hombre y donde lashombre y donde las leyes

En una guerra los tres enemigos del soldado son el frío, los piojos y el enemigo. Por este orden. -George Orwell
en-una-guerra-los-tres-enemigos-del-soldado-el-frío-los-piojos-y-el-enemigo-por-este-orden
Todos los hombres son aptos para perpetuar la especie; la naturaleza forma y escoge aquellos que son dignos de perpetuar la idea. -José María Vargas Vila
todos-los-hombres-aptos-para-perpetuar-especie-naturaleza-forma-y-escoge-aquellos-dignos-de-perpetuar-idea
Los refranes son las ideas de uso común para aquellos que carecen de ideales. -Anónimo
los-refranes-las-ideas-de-uso-común-para-aquellos-carecen-de-ideales