Muchos aman a los animales porque creen que el cariño de éstos es desinteresado, pero se engañan.


muchos-aman-a-los-animales-porque-creen-el-cariño-de-éstos-es-desinteresado-pero-se-engañan
isabel de rumaniamuchosamanlosanimalesporquecreenelcariñodeéstosesdesinteresadoperoseengañanmuchos amanlos animalesanimales porqueporque creencreen queque elel cariñocariño dede éstoséstos eses desinteresadopero sese engañanaman a losa los animaleslos animales porqueanimales porque creenporque creen quecreen que elque el cariñoel cariño decariño de éstosde éstos eséstos es desinteresadopero se engañanmuchos aman a losaman a los animalesa los animales porquelos animales porque creenanimales porque creen queporque creen que elcreen que el cariñoque el cariño deel cariño de éstoscariño de éstos esde éstos es desinteresadomuchos aman a los animalesaman a los animales porquea los animales porque creenlos animales porque creen queanimales porque creen que elporque creen que el cariñocreen que el cariño deque el cariño de éstosel cariño de éstos escariño de éstos es desinteresado

Sólo hay dos clases de personas coherentes: los que gozan de Dios porque creen en él y los que sufren porque no le poseen.Los que no tienen hijos ignoran muchos placeres, pero también se evitan muchos dolores.Desde que el hombre existe ha habido Musica. Pero también los animales, los átomos y las estrellas hacen Musica.El medio lo crean los hombres, pero entre estos hay profundas diferencias de orden material y moral.La televisión también es un medio unidireccional. Los individuos reciben pero no envían, escuchan pero no hablan, les dan información pero no la comparten, no hacen comentarios que los demás puedan escuchar. Por lo tanto, de manera automática, su capacidaLos besos son como pepitas de oro o de plata, halladas en tierra y sin un gran valor, pero preciosas porque revelan que cerca hay una mina.