No necesito amigos que cambian cuando yo cambio, y asienten cuando yo asiento. Mi sombra lo hace mucho mejor.


no-necesito-amigos-cambian-cuando-yo-cambio-y-asienten-cuando-yo-asiento-mi-sombra-lo-hace-mucho-mejor
plutarcononecesitoamigoscambiancuandoyocambioasientenasientomisombralohacemuchomejorno necesitonecesito amigosamigos queque cambiancambian cuandocuando yoyo cambioy asientenasienten cuandocuando yoyo asientomi sombrasombra lolo hacehace muchomucho mejorno necesito amigosnecesito amigos queamigos que cambianque cambian cuandocambian cuando yocuando yo cambioy asienten cuandoasienten cuando yocuando yo asientomi sombra losombra lo hacelo hace muchohace mucho mejorno necesito amigos quenecesito amigos que cambianamigos que cambian cuandoque cambian cuando yocambian cuando yo cambioy asienten cuando yoasienten cuando yo asientomi sombra lo hacesombra lo hace mucholo hace mucho mejorno necesito amigos que cambiannecesito amigos que cambian cuandoamigos que cambian cuando yoque cambian cuando yo cambioy asienten cuando yo asientomi sombra lo hace muchosombra lo hace mucho mejor

Cuando el enemigo avanza, retrocedemos; cuando acampa, lo hostigamos; cuando se fatiga, lo atacamos; cuando se retira, lo perseguimos.Pon a un lado el mejor libro cuando puedas tener la mejor compañía.Cuando la fortuna sonríe, ¿qué necesidad hay de amigos?El deseo muere automáticamente cuando se logra: fenece al satisfacerse. El amor en cambio, es un eterno insatisfecho.Cuando mis amigos son tuertos, los miro de perfil.No escuches a los amigos cuando el amigo interior dice: ¡Haz esto!